La Vanguardia, 29 marzo 2016, Innova Experts: Una nueva visión de la gestión de la innovación

oficinas

En una situación de mercado cada vez más competitivo, el tejido empresarial ha ido tomando consciencia de la importancia fundamental que tiene actualmente destinar esfuerzos a innovar de forma constante en sus productos o servicios, así como los procesos.

La firma, que cuenta con un equipo formado por 18 profesionales, lleva casi una década ofreciendo al mercado servicios de valor añadido en el área de la innovación. En este tiempo, ha colaborado con más de 150 grupos industriales de múltiples sectores y en diversos puntos de España, a los que proporciona apoyo tanto en la definición de estrategias eficaces y la gestión de sus procesos de innovación, como en la búsqueda activa de instrumentos públicos con los que apoyar económicamente el riesgo que asumen al invertir en este tipo de actividades. “El camino hacia la innovación implica para las empresas la asunción inherente de un riesgo; nuestra labor es minimizarlo ofreciendo soluciones globales en todo su proceso”, explica Javier Viñas, uno de los socios de la compañía.

Doble visión

El éxito de Innova Experts Group se basa en una doble visión de la innovación: su gestión estratégica y la búsqueda de instrumentos de financiación que ayuden a potenciarla. “Por un lado trabajamos arduamente en la configuración del mejor escenario de aprovechamiento de los diferentes instrumentos de apoyo a la innovación de nuestros clientes; por otro, colaboramos en la definición e implantación de nuevos modelos de gestión avanzada adaptados a sus necesidades y entorno”, sostiene Juli Mas, cofundador de Innova Experts.

Para dar respuesta a los retos de las organizaciones en el ámbito de la innovación, la compañía cuenta con multitud de metodologías de desarrollo propio basadas en modelos internacionales. Estas permiten no sólo colaborar en la definición de un modelo propio de gestión de la innovación, sino sobre todo, en su implementación y sistematización. Opcionalmente, las empresas pueden obtener certificaciones y reconocimientos sobre su modelo que aprueben sus buenas prácticas en gestión de la innovación.

En cuanto a los servicios de acceso a financiación, el equipo de Innova Experts se apoya en dos grandes líneas de actuación que promueve la Administración. En primer lugar, las que ofrecen apoyo por medio de diferentes instrumentos fiscales, como son las deducciones por actividades de I+D+I y el instrumento Patent Box para el fomento de la transferencia de tecnología; en segundo lugar, aquellas convocatorias de ayudas públicas de diferente ámbito que consisten en dotaciones a fondo perdido, en préstamos en condiciones favorables o en una mezcla de ambas modalidades. “La administración pública pretende actuar frente a la incertidumbre asociada a toda actividad de innovación mediante apoyo económico configurado en una serie de instrumentos transversales y complementarios, pero hay que conocerlos bien para que las empresas puedan acogerse a ellos y beneficiarse”, afirma Javier Viñas, quien añade que “existen grandes sinergias entre una adecuada gestión de la innovación, y el aprovechamiento de los diferentes instrumentos públicos de estímulo a las actividades de I+D+i para culminar con éxito una estrategia de innovación eficaz”.

Orientados al cliente

Desde que iniciara su andadura, la filosofía de trabajo de Innova Experts se ha basado en una clara orientación al cliente y a resultados. “Asumimos los retos de nuestros clientes como propios y nos apasiona afrontarlos a su lado. Entendemos la excelencia en nuestros servicios como el camino a recorrer para poder seguir aportando valor y erigirnos como su partner estratégico. La constancia, la rigurosidad y la confidencialidad son algunos de nuestros rasgos distintivos”, afirma Javier Viñas.

“Tratamos de diferenciarnos de nuestra competencia a través de un servicio de proximidad y adaptado a las necesidades de cada cliente”, prosigue Javier Viñas, a lo que añade como elemento destacable “el perfil multidisciplinar de nuestro equipo y su proactividad en las diferentes líneas de trabajo”. En efecto, en Innova Experts trabaja un grupo de ingenieros de diferentes ámbitos que, además, tienen formación complementaria en materia de gestión y finanzas. Una sinergia que coincide con la visión personal que los responsables de la empresa tienen de la gestión integral de la innovación.

Expansión

Tras varios años en el mercado y acompañando a las empresas a innovar de forma continua, surge la pregunta: ¿Cómo innova una consultora de innovación? La respuesta la ofrece Juli Mas al explicar que “innovamos constantemente en el servicio, en su forma de ofrecerlo y complementarlo con vistas a maximizar el resultado e impacto en el cliente. Asimismo, innovamos en el lanzamiento de nuevos productos que respondan a sus necesidades. En los últimos años hemos apostado por dos nuevos servicios; el primero es el apoyo en la creación de un Sello Distintivo de Excelencia en Innovación liderado por una importante empresa de certificación con presencia internacional, que permite a las organizaciones evaluar sus procesos mediante 5 ejes estratégicos que entendemos son pilares fundamentales para alcanzar la excelencia en innovación: Cultura, Estrategia, Recursos, Gestión y Resultados. El segundo servicio trata de un nuevo concepto que denominamos Marketing de la Innovación, dónde ya ofrecemos a nuestros clientes una nueva forma de valorizar y comunicar sus logros en innovación tanto a nivel interno como externo. Porque no basta con innovar, sino que es preciso que esa innovación se dé a conocer y sea percibida por los diferentes stakeholders”.

Actualmente, los responsables de Innova Experts Group apuestan por continuar dando apoyo a las empresas españolas y, se está trabajando para iniciar un despliegue de sus servicios en el mercado latinoamericano. “Vamos a empezar por México y Chile. Creemos que tenemos ante nosotros un reto apasionante en el que hemos depositado grandes expectativas”, concluyen los responsables de la empresa.

El éxito de Innova Experts Group se basa en una doble visión de la innovación: su gestión estratégica y la búsqueda de instrumentos de financiación que ayuden a potenciarla “Asumimos los retos de nuestros clientes como propios y nos apasiona afrontarlos a su lado. Entendemos la excelencia en nuestros servicios como el camino a recorrer para poder seguir aportando valor y erigirnos como su partner estratégico. La constancia, la rigurosidad y la confidencialidad son algunos de nuestros rasgos distintivos”, afirma Javier Viñas.

getimage KP7A3635

La secretaria de Estado de I+D+i entrega las acreditaciones de excelencia ‘Severo Ochoa’ y ‘María de Maeztu’

Post08

– Los 15 centros y unidades de investigación seleccionados recibirán en total 52 millones de euros.

La secretaria de Estado de I+D+i, Carmen Vela, ha entregado las acreditaciones ‘Severo Ochoa’ y ‘María de Maeztu’ 2015, el mayor reconocimiento institucional a la investigación científica en España. El Ministerio de Economía y Competitividad destina un total de 52 millones de euros para 15 centros y unidades de investigación seleccionados por un comité de evaluación internacional.

En esta edición se han concedido 11 acreditaciones ‘Severo Ochoa’ y 4 ‘María de Maeztu’.Los tres centros que han logrado la distinción ‘Severo Ochoa’ por primera vez son el Basque Center on Cognition, Brain and Language, el Instituto de Ciencia de Materiales de Barcelona del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), y el Centro de Investigación Agrigenómica (CRAG).

Los ocho centros restantes han obtenido la acreditación como centro de excelencia tras haberla logrado en la primera edición (tienen una duración de cuatro años y, por tanto, habían terminado las ayudas): Barcelona Supercomputing Center – Centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS), Instituto de Ciencias Matemáticas (ICMAT), Instituto de Ciencias Fotónicas (ICFO), Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas Carlos III (CNIO), Instituto de Investigación Biomédica (IRB Barcelona), Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC), y Barcelona Graduate School of Economics. Todos ellos recibirán un millón de euros anuales durante los próximos 4 años.

Las acreditaciones ‘María de Maeztu’ se han concedido al departamento de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de la Universidad Pompeu Fabra, el departamento de Física de Partículas del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), el Instituto de Ciencia Molecular de la Universidad de Valencia y el Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales (ICTA) de la Universidad Autónoma de Barcelona. Estas unidades se suman a las 6 acreditadas el año pasado y contarán con una financiación de 500.000 euros anuales durante cuatro años.

Los requisitos, niveles de exigencia, criterios y procedimientos de evaluación y selección referidos a la calidad y excelencia de la investigación y sus resultados no establecen diferencias entre centros y unidades. Tanto los ‘Severo Ochoa’ como las ‘María de Maeztu’ han sido seleccionados por su trayectoria en los últimos cinco años y sus programas estratégicos tras una rigurosa evaluación en la que han participado 115 investigadores internacionales de primer nivel y reconocido prestigio en sus respectivos ámbitos. Así se garantiza la calidad, el nivel de excelencia y el impacto de la investigación que desarrollan tanto centros como unidades, estableciéndose las diferencias únicamente en función de la gobernanza, estructura y principios organizativos y gerenciales, así como de la masa crítica mínima exigible.

Las claves para incorporar la innovación a la empresa

Post03

Ante un mundo cada vez más cambiante y las sacudidas de los mercados, la innovación se convierte en la herramienta imprescindible para garantizar la supervivencia de las empresas, ya sean grandes o pequeñas.

En el año 1958, las 500 empresas de mayor tamaño de Estados Unidos que cotizaban en el índice S&P500 permanecían en él una media de 61 años. Sin embargo, hoy en día esta permanencia ronda los 18 años y la previsión para el año 2025 es que sea de 15 años.

Un dato que es un buen ejemplo de la rapidez con la que se suceden en la actualidad los cambios y del período de incertidumbre que se vive y en el que no es fácil para las empresas, incluso para las más grandes, sobrevivir.

Y, ¿qué se puede hacer? La clave está en introducir la innovación en las empresas. Una recomendación que se realiza desde las principales consultoras y de las escuelas de negocio y que se constata en diferentes estudios en los que se pone de manifiesto que la innovación tiene un impacto positivo en el resultado de la empresa.

Y no sólo para que vaya mejor la compañía y se crezca más rápido y con más éxito, sino también para sobrevivir a las sacudidas de los mercados porque “la innovación te hace más competitivo y la empresa se adapta mejor al cambio”, según explica Francisco González Bree, Director Académico del Master in Business Innovation de Deusto Business School a elEconomista.es
Sin embargo, innovar puede parecer que es fácil, pero en realidad muchos líderes y gestores “no tienen claro por dónde empezar a innovar, qué modelo seguir y cómo garantizar que los recursos que van a ser invertidos en esta actividad sean fructíferos”, añade Francisco González, quien ha impartido el Workshop “Creatividad, Estrategia e Innovación” en la Cámara de Comercio e Industria de Zaragoza, donde ha aportado una serie de conceptos, consejos y claves que toda empresa debe tener en cuenta para innovar.

 

1. Ambidestreza organizacional
Este es el primer concepto que deberían considerar los directivos y emprendedores. Es decir, “las empresas deberían ser ambidiestras trabajando al mismo tiempo el ciclo operacional y el ciclo innovador”. El ciclo operacional se ocupa de trabajar el negocio actual (lo que nos da de comer hoy) con procedimientos, procesos, reglas y soluciones ya conocidas, mientras que el segundo ciclo -el innovador- se ocupa de los negocios del futuro (lo que nos dará de comer mañana).

 

Los dos deben trabajarse a la vez por lo que es preciso que las personas sean capaces de “hacer las cosas de manera diferente, desafiando el statu quo, replanteando y ofreciendo nuevas soluciones, estableciendo nuevas políticas y estructuras”.

 

2. Desafío
Otra de las claves es entender el proceso de innovación. “Algunos de los grandes problemas de las empresas es que están enfocados en la idea y no en el desafío. Las empresas que innovan con éxito empiezan por un desafío de innovación que intenta resolver un problema u oportunidad”.

 

La mejor manera de empezar a innovar es con “fórmulas sencillas y que no supongan dinero”. Por ejemplo, se pueden encontrar retos de innovación que merezcan la pena como nuevos productos, servicios… y “una vez que se ha hallado hay que generar equipos multidisciplinares para desarrollar esos productos. Es un equipo que actuará como agentes de contagio incorporando la innovación en el ADN de la empresa”.

Durante todo el transcurso, se va aprendiendo y mejorando el proceso de innovación. La lógica de los procesos actuales de innovación coincide con movimientos como el Lean Startup, que es un método para el desarrollo de negocios y productos, que busca reducir los ciclos de desarrollo con una aproximación experimental dirigida por hipótesis de negocio y lanzamientos iterativos.
Además, también hay conceptos como Producto Mínimo Viable, que son interesantes dentro de esta metodología. Los procesos de innovación actuales y los movimientos tipoLean Startup “buscan fallar rápido y barato para aprender y mejorar la solución”.

 

3. Productos
La empresa debe ser capaz de lanzar productos o servicios e implantar la cultura de la innovación, de manera que cada tres o cinco años saquen al mercado nuevos productos, desarrollos…

 

4. Startups
Las empresas startups son un buen ejemplo de cómo se puede comenzar a innovar porque “no tienen tiempo ni dinero por lo que tienen que ser más ágiles y emplean formas de hacer que son interesantes. Las empresas grandes o muy grandes pierden muchas veces agilidad por las reglas burocráticas” que establecen.

 

Sin embargo, “incorporar las formas de las startups es positivo”. De hecho, en países como Estados Unidos se propone su incorporación. “Las empresas grandes y medianas prueban a incubar y acelerar proyectos de emprendedores y por el intraemprendimiento. Esto es interesante porque se mete a estos jóvenes en las empresas, que son más ágiles y se va mejorando”.

 

5. Megatendencias
Las empresas deben estar pendientes de las megatendencias tecnológicas como el Internet de las Cosas, el Big Data… Es importante que las compañías “sepan cómo aprovechar esas megatendencias que vienen y que van tener un gran impacto. Algunas vienen muy deprisa y hay que tener conocimiento de ellas, aunque sea mínimo”.